Divagando: No es amor, es tu deseo narcisista

Es inevitable escucharlo. Es casi normal.

No tienes que irte lejos, o a un lugar “extraño”, lo escuchamos en todos lados, en nuestras amistades, en las películas, los libros… incluso aquellos famosos personajes de los clásicos, Madame Bovary me fue uno de los ejemplos más claros (entre otra psicopatología que tenía).

Ultimamente, lo he escuchado demasiado en algunas amistades, it’s kind of sad.

No es amor, es su deseo narcisista. 

No es culpa de nadie, pero claro que la sociedad ha ayudado en gran medida a hacer crecer la fantasía de cómo deben ser las relaciones… Muchas personas se desviven por la fantasía de un constructo social inexistente. (Claro, que sus relaciones en los primeros años de vida tuvo una gran importancia en definir cómo se relacionaría en el presente).

“Quiero a alguienque siempre esté para mí, que me de mil regalos y sorpresas, que me responda rápido los mensajes, que sea super detallista conmigo… que ME haga feliz”

¿Suena familiar, han escuchado alguna vez que algún amigo o conocido piense así? Creo que yo lo escucho cada vez más… Y, ¿qué dice? Me refiero, ¿qué dice entre líneas, qué observas?  “Yo, yo, yo, yo Quieren un amor en función a sí mismos y que únicamente satisfaga SUS necesidades narcisistas.  Ahí radica uno de los problemas más importantes, claro, según mi punto de vista, que condenará una relación.

Esperan que llegue esta persona “fantástica” de la nada, que les cambie la vida y que su UNICA función sea hacerles feliz y demás. ¿Acaso la felicidad no depende de cada persona? Una relación no se trata que uno de los dos satisfaga de manera descontrolada los deseos de otro. Así no funciona esto.

Si queremos retomar el tema desde otra perspectiva un poco más completa y con base teórica, recordemos lo que dice el psicoanálisis. Nos habla éste sobre la elección de objeto, ya sea de tipo narcisista o anaclítica.

Freud hablaba de la elección de objeto narcisista (aunque se refería Freud a la tendencia del  perverso y homosexual), Lacan sería quien hablaría del mismo término desde otra perspectiva. Y Klein… ella hablaría sobre la posición esquizoparanoide y depresiva.

Queda claro que el primer objeto de amor (la madre) sería el responsable de satisfacer las necesidades fisiológicas del niño en sus primeros meses de vida. El niño aún no logra diferenciar un YO del no-YO. Resumiendo esto (porque es un tema increíblemente amplio y de por lo menos tres teorías diferentes de distintos autores), vemos cómo la relación entre sujeto-objeto (madre – hijo) se da en la forma en que el objeto satisface las necesidades del primero. Muy general.

La persona no logró saltar este etapa de forma óptima… lo que lo lleva a experimentar relaciones interpersonales de este tipo en su adultez:  Una relación de amor que tiene el objetivo de que la pareja satisfaga las necesidades propias/narcisistas. 

Suena bastante fácil y lógico. Uno podría pensar “Yo jamás buscaría una relación en base a esto”. El problema… el problema que esto es una situación inconsciente.  Ser consciente de lo inconsciente es el verdadero reto… Es el darse cuenta que jamás es fácil.

-B

Anuncios

3 comentarios sobre “Divagando: No es amor, es tu deseo narcisista

    1. Tengo demasiados pensamientos con respecto al amor y a las relaciones. Uno de los aspectos importantes, creo que es la capacidad de crecer JUNTO a esa persona. Ambos crecer, cada quien a su ritmo, ayudarse mutuamente… No sé. Es tan complicado…

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s